Clínica Oftalmológica Dr. Alfredo Castillo Calle Quintana, 1 C/ Quintana, 1 (Zona Argüelles)

Telefono Clínica Oftalmológica Alfredo Castillo91 542 35 65

Solicite su cita para consulta en
horario de 10 a 20 horas


Ojo seco

sindrome_ojo_sec_descripcion
 

Qué es el síndrome de ojo seco

El ojo seco es la causa más frecuente de consulta oftalmológica. Hasta un 30% de las consultas en Oftalmología son debidas al ojo seco. Consiste en una alteración de la película lacrimal que produce daño en la superficie de la córnea y la conjuntiva. Como consecuencia se producen molestias oculares (escozor, sensación de cuerpo extraño, pesadez, etc), descenso de la nitidez de visión y en casos más graves puede producir lesiones en la córnea y la conjuntiva.
 

 


Causas del ojo seco

Existen múltiples causas que producen ojo seco. Las más importantes son:

  • La edad. Con el paso de los años se produce menos lágrima o cambia su calidad.
  • Sexo femenino. Las mujeres tienen más predisposición a padecer ojo seco en relación a los varones (10/1). Los cambios hormonales (embarazo, menopausia o consumo de anticonceptivos orales) disminuyen la producción de lágrima.
  • Actividades donde fijamos la vista como la lectura prolongada, el uso de ordenadores, conducción de vehículos, etc.. En estas actividades disminuye la frecuencia de parpadeo y aumenta la evaporación de la lágrima.
  • Factores ambientales que favorezcan la evaporación de la lágrima: climas secos, aire acondicionado en verano, calefacciones en inverno.
  • Fármacos. Existen algunos fármacos que favorecen la aparición de ojo seco: ansiolíticos, antidepresivos, antihistamínicos, antihipertensivos. Las personas que tengan facilidad de ojo seco deben siempre revisar los prospectos de medicamentos.
  • Enfermedades autoinmunes o reumáticas (síndrome de Sjögren, artritis reumatoide).
  • Uso prolongado de lentes de contacto (más las blandas que la semirrígidas).

 

Síntomas del ojo seco

El principal síntoma de ojo seco es la sensación de cuerpo extraño o roce que suele ser mayor por la mañana al despertarse. Otros síntomas frecuentes son el picor y el escozor. El paciente comenta que está muy incómodo y en ocasiones también va acompañado de visión borrosa. En otras ocasiones y aunque pueda resultar contradictorio, aparece un lagrimeo. Este lagrimeo es una reacción de nuestro organismo a la sequedad.

También es muy frecuente que los ojos estén enrojecidos y no tengan aspecto saludable o bien que haya más frecuencia de legañas sobre todo al despertarse.

Todos esto síntomas tiene una gran relación con las actividades de fijar la vista (lectura, ordenador, etc.) o ambientales (climas secos, calefacciones…)
 

Control y prevención del ojo seco

lagrimeo_prevencion
 
El ojo seco es en el mayoría de las ocasiones una enfermedad crónica. Esta enfermedad si se controla adecuadamente no va a producir síntomas y, lo que es más importante, no va a producir daño sobre la córnea (úlceras, cicatrices, opacidades..) que es el “cristal” por el que vemos.

Por tanto, es fundamental acudir a consulta cuando tengamos alguno de los síntomas o signos que hemos comentado previamente.

La población que debe de controlarse con más frecuencia son las personas por encima de los 50 años y mujeres en situación de embarazo, toma de anticonceptivos o menopausia.

Hay algunas medidas ambientales que podemos realizar para cuidar nuestra lágrima:

  • Evitar exposición a corrientes (aire acondicionado, ventiladores…).
  • Evitar ambientes secos (calefacciones…) y emplear humidificadores.
  • Evitar ambientes contaminados (humo, tabaco…) o con productos químicos.
  • Evitar exposicón a alérgenos (polen, polvo de casa…) si es alérgico.
  • Evitar toma de fármacos que alteran la lágrima.
  • Evitar el uso de lentes de contacto y utilizar gafas o realizar cirugía refractiva.
  • Evitar actividades prolongadas sin parpadear (lectura, ordenador, conducción…). En estas actividades conviene realizar periodos de descanso con relativa frecuencia.

 

 


Tratamiento del ojo seco

sindrome_ojo_seco_lagrimaUno de los puntos más importantes en el tratamiento del ojo seco son las medidas preventivas. Si persiten los síntomas podemos emplear Lágrimas Artificiales. Existen muchos colirios de Lágrimas Artificiales. Difieren en cuanto a su composición y cualidades humectantes. En la Clínica Oftalmológica Dr. Alfredo Castillo le indicarán cuál es el más adecuado para su tipo de ojo seco.

Si con este tratamiento no disminuyen los síntomas, existe la opción de mantener las lágrimas propias o las artificiales, mediante el bloqueo de los orificios lagrimales. Esto se consigue mediante la implantación de un tapón microscópico en el orificio lagrimal que evita el drenaje rápido de las lágrimas y permite aumentar la hidratación ocular. Esta técnica se realiza de forma ambulatoria y sin molestias.
 

 
En la Clínica Oftalmológica Dr. Alfredo Castillo también empleamos en casos más resistentes tratamientos de última generación como Colirios de Suero Autólogo, Ciclosporina Tópica, Plasma rico en plaquetas y Plasma rico en factores de crecimiento.